Oximetazolina

 

Acción Terapéutica

Descongestivo de acción prolongada.
Publicidad

Propiedades

La oximetazolina es una droga vasoconstrictora de las arteriolas más pequeñas del conducto nasal, que produce un prolongado (más de 12 horas) y predecible efecto descongestivo local. La oximetazolina penetra y atraviesa las membranas inflamadas, restaura el movimiento ciliar y desobstruye el pasaje sinusal. No afecta las membranas si el preparado se formula para mantener el pH de la secreción nasal normal.

Indicaciones

Tratamiento circunstancial de la congestión nasal debida a resfríos comunes, fiebre del heno, otras alergias respiratorias o la asociada a sinusitis. Rinitis vasomotora. Rinitis y sinusitis agudas y crónicas. Laringitis. Faringitis. Catarro de las trompas.

Dosificación

El producto se utiliza en forma tópica; en el comercio hay disponible una forma en aerosol y otra en gotas. Cuando se utiliza como aerosol, aplicar el extremo del envase en cada ventana nasal y oprimir enérgicamente 3 a 4 veces, e inspirar al mismo tiempo el rocío resultante. Cuando se decida la utilización en forma de gotas, echar la cabeza hacia atrás e instilar, con una leve presión sobre el envase invertido, unas gotas en cada ventana nasal. Ambas formas de aplicación pueden repetirse 3 a 4 veces por día.

Reacciones Adversas

En caso de utilización durante períodos prolongados pueden aparecer cefaleas, insomnio y palpitaciones.

Precauciones y Advertencias

En lactantes y niños mayores de 6 años puede producir somnolencia, pesadez, vómitos y taquicardia.

Contraindicaciones

No administrar en pacientes con glaucoma de ángulo cerrado. No administrar en forma concomitante con IMAO.
Publicidad
Publicidad

iVademecum © 2016 - 2019.

Políticas de Privacidad
Disponible en Google Play